Diario visual || Para calmar a la ballenas

Tengo la barriga llena de ballenas desde niña -por eso estoy tan delgada; no me cabe mucho más- y como las ballenas son tan grandotas hacen que el estómago me pese -por eso tampoco me muevo demasiado; me canso enseguida-.

También tengo un par de conejos con uñas que a veces se enganchan en el esófago y se empieza a deslizar hacia abajo; como si fuese un tobogán. Soy una niña-parque de atracciones.

Así que poco a poco también voy teniendo trucos para decir "Eh, está cerrado por hoy".

Diarios al sol

Vengo con un "¡hola!" gigante y preguntándome qué os debería contar para que esto no sea un simple texto de "he vuelto y quiero pasar más tiempo por aquí". Pensando en si empezar por todas las técnicas asombrosas que he aprendido en clase, en cómo ahora me encanta el laboratorio de fotografía analógica o en cómo transmitiros de manera interesante montañas de folios sobre economía, mercado y piezas de arte. He pensado en si las cosas que hago vale la pena como para ser escritas, en si hablaros de cómo intento dar pasos hacia un vida más saludable, en cómo el minimalismo cada vez es más fuerte en mi vida, contaros mi próxima mudanza y cómo de importante es rodearse de experiencias que te hagan más fuerte. ¡Incluso he pensado en vaciar mi mochila para vosotros y enseñaros todo mi arsenal de batalla y paseos! Por supuesto, de las primeras cosas en las que pensé para hablaros son las libretas. Pero hay mucho más: la utilidad de la escritura automática, los álbumes un poco diferentes, de cómo adaptar el sistema de leyendas del bullet journal a los apuntes de clase, de cómo voy a cambiar a partir de julio mi viejo cuaderno para estrenar tres libretos preciosos en una funda handmade... De mis últimas compras en papelería, de mis descubrimientos lectores en la biblioteca, de cómo el TFG me está quitando un poco de sueño.

Minimalismo || El valor de las cosas

Llevo unos días pensando sobre el valor de las posesiones, no a nivel monetario, sino de cómo nos pueden hacer sentir mejor. Me refiero a que el entorno influye en cómo nos sentimos y si nos rodeamos de cosas que nos gustan pues mejor, ¿no? He notado que hay un ánimo distinto en mí cuando sujeto entre mis manos o tengo cerca cosas como mi taza favorita, una manta muy suave y genial o esos zapatos tan normales pero tan todoterreno que me sirven para todo y por ello no los tiraría por nada del mundo. Y sobre todo he identificado una sensación nueva, la sensación que da construir un ambiente donde nos podamos sentir a gusto.

Libreta viajera - Cadena creativa por correo postal

Os traigo la vuelta a casa de una actividad muy curiosa que comenzó en marzo de este año. Andaba yo cosiendo libretitas simples por practicar la encuadernación y pensando como siempre en cosas nuevas que hacer algo me hizo un clic en la cabeza y recordé el blog de Petite Blasa donde descubrí los cuadernos viajeros. A su vez ella participó en uno donde la libretita en cuestión viajaba por toda Europa, y decidió hacer su versión nacional (¡y van cinco ediciones ya!). Me inspiró un montón, y me dieron muchísimas ganas de probar yo, con mi gentecilla de twitter que la tengo más a la vista, así que decidí que el cuaderno rojo que acababa de coser saldría de paseo durante unos meses.


Aprendamos || Cerámica: nociones básicas y trabajo en el taller

Tengo delante mi cuaderno de clase, mi archivador, mi carpeta de documentos y tengo abierto el campus virtual en la asignatura de escultura cerámica. Me gustaría enseñaros lo que estamos haciendo en clase y algunas explicaciones muy básicas para iniciarse, que si os interesa el tema encontraréis muy interesantes.

Yo tenía muchísimas ganas de esta asignatura porque en el último año he empezado a descubrir que disfruto creando figuritas y que me encantaría llevar mis dibujos a otra disciplina, así que ahora estoy en fase de exploración descubriendo técnicas. Voy a estructurar este post en: acercamiento a la cerámica, el taller y descubrimientos personales. ¡Vamos!